Se realizó una jornada demostrativa de tecnología para cosechar nueces

La actividad fue organizada por el Centro PyME-ADENEU y se desarrolló en el emprendimiento Los Nogales de Picún Leufú.

web

 

Se realizó el viernes una demostración de la cosecha realizada con el equipamiento tecnológico recientemente adquirido por el emprendimiento Los Nogales de Picún Leufú. De la actividad participaron el ministro de Producción y Turismo, José Brillo; la subsecretaria de Producción, Dora Cortés y productores del Alto Valle de Neuquén y Río Negro. La capacitación fue organizada a través del Programa de Frutos Secos del Centro PyME-Adeneu.

“A este rubro está llegando también la avanzada tecnológica, a través de un nuevo equipamiento con el que se realizó la demostración”, dijo el ministro Brillo y destacó “la presencia de muchos productores, lo cual marca el interés de la comunidad frutícola y agropecuaria de la zona, algunos de Picún Leufú y también de la provincia de Río Negro, interesados en ver de qué manera se puede mejorar el desarrollo de los frutos secos en la provincia del Neuquén y en el Norte de la Patagonia”.

“Esta incorporación tecnológica se integra en un proceso comercial que incorpora también a la cereza, a los frutos finos, a las peras y manzanas orgánicas, los jugos y la carne premium de la Patagonia que podemos comercializar desde acá”, indicó y consideró que “esto significa una cosa distinta desde el punto de vista de la frutihorticultura y ojalá que muchos productores tomen la decisión de llegar a la alta tecnología en esta materia”.

El emprendimiento Los Nogales, de la familia Carabetta, cuenta con 130 hectáreas en producción que generan aproximadamente 80 mil kilos al año de nueces de primera calidad.

 

web1

 

La maquinaria incorporada es de procedencia italiana, comercializada por una empresa chilena. “El año pasado nos acercamos hasta una expo de nueces en Chile, que es muy famosa en el rubro de los frutos secos”, contó Agustín Carabetta, productor. Explicó que “allí conocimos esta máquina italiana que es comercializada por una empresa chilena con la que nos contactamos y realizamos la compra sobre mediados del año pasado y a principios de este año llegó. Es un tractor autopropulsado con un sistema de recolección del fruto que nos va a beneficiar con ahorro de tiempo impresionante y en calidad. Eso se va a trasladar a la calidad de la nuez”.

Detalló que “una vez que el fruto maduró y está en condiciones de ser cosechado, con una máquina vibradora se tira la nuez al suelo y luego la máquina italiana pasa y recoge la nuez del suelo. La nuez recogida se carga en unos carros tolva y se lleva a la parte de proceso post cosecha, que es donde se limpia, se lava y posteriormente se seca la nuez que uno después puede comprar”.

“La máquina exige que el suelo tenga condiciones casi perfectas en cuanto a que esté parejo y limpio. En tanto, en lo que respecta al árbol, tiene el mismo manejo esta clase de recolección que cualquier otra”, finalizó.